María Faz Dávalos, la gran sensación defensiva en Fresno State

Por Sergio Morales | www.deportesalolatino.com

Es la jugadora No. 13 en bloqueos por juego en todo el baloncesto NCAA división I. Sus promedios la colocan entre las mejores jugadoras defensivas del baloncesto colegial en los Estados Unidos. Es la mejor reboteadora de su equipo y por supuesto también la mejor bloqueadora. Es la sexta mejor anotadora de Fresno State y una de las mejores novatas en la Mountain West Conference.

Se llama Bego Faz Davalos nació en Monterrey Nuevo León, es egresada de la prepa Tec del Itesm Mty y ha sido formada totalmente en el baloncesto estudiantil mexicano.

Mide 1.87 mts de estatura (6-3) y juega en la posición de centro. En México solía ser muy comúnmente la jugadora más alta en la duela por ambos equipos, esto no ocurre ni de broma en el baloncesto NCAA división I. Tampoco es por mucho la jugadora más fuerte, de hecho es muy delgada para la dura competencia de la liga. Pero Bego ha sabido suplir con mucha entrega, garra y corazón todas esas desventajas físicas ante las rudas oponentes (sobre todo en la posición de centro) en la Mountain West Conference.



Las Bulldogs de Fresno State llevan al momento un récord de 17 victorias por cinco derrotas y son las actuales líderes de la Mountain West Conference a pesar de sus dos más recientes partidos en los que cayeron ante San Jose State y UNLV respectivamente. Ambos partidos fueron por cinco y tres puntos respectivamente, de hecho el juego ante UNLV fue rescatado de milagro por las chicas de Nevada faltando con un largo disparo un metro detrás de la línea de tres puntos cuando faltaban 3.9 segundos para empatar el partido y posteriormente ganarlo en tiempo extra. Ambos encuentros eran totalmente ganables y pudieron ser para cualquiera. Bego Faz Davalos estuvo sensacional en ambos (continúa la nota tras la gráfica).X

Esta chica  llego al equipo en la temporada pasada y fue declarada Red Shirt (camisa roja) por lo que no pudo participar con su equipo en competencias oficiales. Esto, para quienes no están muy acostumbrados con el término, es una situación muy común en los Estados Unidos. Los estudiantes atletas se convierten en camisas rojas por muchas razones. Una de las principales es que el atleta no completa todos los requisitos académicos por lo que el “Redshirting” ofrece la oportunidad, con una tutoría, de tomar algunas clases y acostumbrarse a las exigencias académicas. También puede hacerse solo para ganar un año de práctica con el equipo antes de participar en la competencia y empezar su elegibilidad.

El caso es que la presente temporada representa para la mexicana su primer año de elegibilidad por lo que todavía le restarán tres años aparte de este para seguir desarrollando su juego en el mejor baloncesto colegial en el mundo.



Bego era casi una incógnita cuando llegó a Fresno State, al no tener un historial en el baloncesto de High School nadie sabía de sus logros con las Borreguitas del ITESM en la prepa. Tampoco sabían de los campeonatos CONADEIP en México. Si, era una integrante de la selección nacional juvenil pero pues eso tampoco garantizaba nada en cuanto a su nivel de juego y sobre todo a su nivel de competencia. Podría ser buena compitiendo contra las chicas basquetbolistas en México pero… ¿Qué tan buena sería ante la fuerte competencia del baloncesto colegial estadounidense?

En los entrenamientos los coaches de inmediato vieron sus cualidades, una chica alta y delgada con gran capacidad de desplazamiento en pintura. Excelentes fundamentos para el juego (típico de una chica formada en el ITESM) pero sobre todo una gran entrega y pasión por el juego.  Bego habla perfectamente el inglés por lo que el entendimiento y  el acoplamiento en la duela con sus compañeras fue muy bueno.

El impacto fue inmediato, en su primeros dos  juegos (uno de pretemporada y uno oficial)  lució muy bien pero en el tercer partido (ante Cal- State Stanislaus)  estuvo simplemente espectacular con ¡19 puntos, 14 rebotes y siete bloqueos en 24 minutos! Ahí todo el mundo en Fresno State se dio cuenta de que estaban ante la presencia de una gran jugadora.



Además de su capacidad defensiva, tiene muchos recursos a la ofensiva y capacidad reboteadora.
Y es que la Bego Faz que aparece en la duela parece un tanto distinta a la Bego faz cotidiana. Esta chica es una sonrisa andando y con lo poco que hemos podido verla, se ve que es una jovencita totalmente alegre y divertida hasta me atrevería a calificarla como “delicada y hasta tierna” pero bien dicen que no hay que irse con la primera impresión.

Bego es una guerrera feroz en la cancha, no se intimida ni un poco ante jugadoras más grandes y pelea como nadie bajo la tabla. Es un espectáculo ver como esta chica se apodera prácticamente de la zona pintada y no deja pasar a nadie como un feroz guardián. No sé si su cualidad tiempista para bloquear los balones lo aprendió en la prepa del  ITESM Monterrey o es algo que le viene de manera natural pero es una cualidad fantástica.



La jugadora regiomontana ha demostrado muy buenos fundamentos para el juego.
A la ofensiva se desplaza con gran rapidez e inteligencia, no solo busca siempre su lugar bajo la tabla en donde sabe girar y pivotear hacia la canasta sino que también puede atacar en penetración desde la línea del tiro libre. Es muy buena botando el balón y tirando a la canasta pero a este nivel se utilizan prácticamente especialistas para cada posición por lo que su juego se desarrolla en la posición de centro aunque también tiene todas las condiciones para ser una excelente delantera de poder al mejor de los niveles.
Lo que más me ha impresionado de esta chica, además de su inteligencia y capacidad para el juego, es su gran bravura para disputar hasta el último balón. Es una ganadora total y está dispuesta a hacer lo que sea por conseguir la victoria para su equipo. Si hay que poner una pantalla para ayudar a su compañera lo hace sin dudarlo. Si hay que defender a la jugadora contraria más alta y fuerte lo hace con todas sus fuerzas. No para nunca de correr y luchar por su equipo. Constantemente grita y alienta a sus compañeras. Esta chica es el reflejo de la pasión por el juego.

Defensivamente sus estadísticas lo dicen todo… 3.41 bloqueos por juego, tres juegos con siete tapas y tres juegos con seis. Su presencia en la pintura es intimidante a pesar de no ser la centro más alta ni la más fuerte pero por su capacidad de desplazamiento y la rapidez al hacerlo es mucho el espacio que cubre. Es muy difícil que no te la encuentres si intentas penetrar en la pintura de Fresno State. Es delgada pero es más fuerte de lo que se ve, compite de tú a tú con chicas más robustas y no se rinde jamás.

Ahora mismo es una pieza clave en el esquema de la coach Jaime White y sin duda será una de las grandes jugadoras de Fresno State en el futuro.

El próximo juego para las Bulldogs es ante Boise State el 14 y posteriormente ante Colorado State el 18.

Por Sergio Morales para www.deportesalolatino.com
Envíalo a Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario

Columna sin afinidad política u organizativa, dedicada a seguir a las selecciones mexicanas de basquetbol en todas sus categorías.
Manda tu comunicado de prensa: seleccionmexicanadebaloncesto@gmail.com